Una excelente alternativa para cambiar las bombillas de tu hogar y ahorrar energía eléctrica, es optar por las bombillas con tecnología LED, sin embargo, si nuestro objetivo es ir un paso por delante, puedes apostar por un sistema de iluminación con lámparas conectadas para tu casa domótica.

Lámparas conectadas

¿Qué son las lámparas conectadas y cómo funcionan?

Las lámparas conectadas son bombillas fabricadas con tecnología LED o de bajo consumo que están conectadas de forma inalámbrica a un mando a distancia o con la conexión de WiFi, para ser controladas mediante una aplicación en tu Smartphone. Este tipo de conexión también está disponible en enchufes y tomas de corriente, interruptores y termostatos, todos ellos conectados a través de ondas domésticas.

Su funcionamiento es muy sencillo y en el mercado puedes encontrar una gran variedad de modelos de lámparas que puedes seleccionar, dependiendo del diseño de tu hogar o de tus necesidades.

Lo único que debes hacer, una vez adquirido el conjunto de lámparas, es instalar las unidades en los lugares más estratégicos de iluminación. Desde este momento, podrás comenzar a disfrutar de una iluminación adecuada y con menos gastos para tu bolsillo, además de colaborar con el ahorro energético.

¿Cómo controlar la iluminación en tu vivienda?

Una red de lámparas conectadas en tu hogar puede ser controlada o manipulada a través de un dispositivo a distancia o a través de tu teléfono móvil, siendo este último el más utilizado por su comodidad e inmediatez.

Algunas bombillas LED son manipuladas por una red domótica, la cual es una técnica moderna que permite la autorregulación inteligente del uso de la energía de los dispositivos electrónicos y eléctricos en tu hogar.

Una red domótica pone a disponibilidad del usuario un control o mando a distancia desde donde este podrá regular según sus necesidades el uso de las bombillas. No obstante, los usuarios pueden ejecutar las mismas acciones a través del uso del teléfono móvil cuando esté conectado a internet.

Lámparas conectadas

¿Cómo instalar las bombillas de luz conectadas a internet?

Lo primero que debes hacer es descargar la aplicación de las bombillas desde el App Store o Play Store, dependiendo del sistema operativo de tu teléfono móvil. Una vez instalada, esta procederá a darte instrucciones de cómo ir instalando paso a paso cada una de las bombillas en tu vivienda.

Además, la aplicación te solicitará la apertura de una cuenta para comenzar a configurar a tu gusto el funcionamiento de los dispositivos de luz. En este sentido, una de las configuraciones que deberás realizar, es seleccionar las bombillas que pertenecerán a un grupo instalado en una determinada estancia para una mejor gestión de las mismas. A todo esto, deberás sumarle la configuración para la protección de datos.

¿Qué funcionalidades de las lámparas conectadas a internet puedo modificar?

Es preciso señalar que las múltiples funcionalidades de las lámparas conectadas a internet variarán en función del modelo y del fabricante. Por supuesto, mientras más funcionalidades desees para tu hogar, su costo podría ser un poco más elevado.

Algunas de las funcionalidades básicas de las bombillas conectadas son:

  • Encender y apagar las bombillas a través de tu Smartphone o control a distancia.
  • Control desde grandes distancias: si estás de vacaciones o en tu trabajo, puedes encender o apagar las bombillas desde tu teléfono, así como acceder a otro tipo de funcionalidades.
  • Encendido/Apagado automático: de forma automática, las luces podrán encenderse o apagarse cuando ingresas o te alejas de tu vivienda. Esto es posible gracias a los sensores de movimiento.
  • Modificar la intensidad de la luz: puedes seleccionar la intensidad de la luz de las bombillas. Así, esta podrá modificarse desde lo más tenue hasta lo más fuerte, por ejemplo, un blanco brillante o un blanco cálido que puedes escoger según las necesidades de cada momento.
  • Cambiar su color: este es, quizás, uno de sus mejores atractivos, y es que con las bombillas conectadas es posible cambiar el color. Algunos modelos poseen más de 60 mil colores disponibles. La intensidad de la luz podrá estar vinculada con tu estado de ánimo.
  • Sincronización con la música: algunas bombillas poseen instalados altavoces que les permiten tener acceso a la música almacenada en tu teléfono móvil, y así, regular la intensidad de su luz de acuerdo al tipo de música.
  • Programar acciones: la iluminación puede cumplir con ciertas acciones que hayas dispuesto previamente según las circunstancias del entorno, como por ejemplo, modificar la iluminación en una estancia que lo requiera para tus actividades laborales a determinada hora del día.
  • Pulsera con detección de movimiento para encender o apagar la luz: los modelos más nuevos del mercado como por ejemplo los dispositivos de control Hue, pueden detectar si el usuario se ha despertado a través de una pulsera que enviará la orden de apagado o encendido a las bombillas.
  • Iluminación con efectos 3D: mediante la conexión a internet, el sistema de iluminación podrá imprimir efectos de luz o escenas en 3D, como por ejemplo, un anochecer sincronizado con la luna. Estos efectos son posibles debido a una paleta de colores de más de 16 millones de tonalidades. El usuario solo debe dar clic a la opción en la aplicación de su teléfono móvil o Tablet.

Todas estas posibilidades pueden ejecutarse de acuerdo a las condiciones de las instalaciones de tu hogar, y de cuán creativo seas con cada una de ellas.

Puntos positivos y negativos de las bombillas conectadas a internet

No cabe duda de que las bombillas conectadas son una idea maravillosa especialmente para ahorrar energía eléctrica y dinero, pues este sistema permite que tus lámparas estén conectadas a internet, y desde allí apagar o encender la luz según sea necesario.

Seguramente, encontrarás en el mercado bombillas un poco costosas debido a sus múltiples funcionalidades. Sin embargo, su precio sería más una inversión que un gasto innecesario, debido a que podrás ahorrar dinero en el pago de tus servicios energéticos.

Una de sus desventajas es que las aplicaciones móviles de las lámparas solo son compatibles con algunos sistemas operativos: Android y iOs. Además, la mayoría de las bombillas conectadas a internet requieren de un dispositivo de WiFi que opere con 2.4 GHz y no de 5 GHz.

¿Cómo comenzar a usar estas bombillas conectadas?

Antes de decidir optar por una instalación completa de bombillas conectadas a internet, te recomendamos adquirir a modo de prueba un kit de bombillas de inicio, las cuales vienen con un paquete completo de instalación para comenzar a probar y analizar su rendimiento para un uso más extendido posteriormente. Puedes conocer más sobre esta tecnología a través de esta página.

En este vídeo te mostramos una casa conectada: