Ciudades inteligentes, definición: son aquellas que se crean bajo la tecnología del siglo XXI como internet, con la finalidad de generar un mayor bienestar en el desarrollo sostenido de la población. Las ciudades inteligentes son producto de un proceso social y demográfico que permitirá considerar a las sociedades como guías futuristas del emprendimiento.

Según las investigaciones realizadas por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), para el 2050 se estima que más del 70% de la población a nivel mundial se encuentre haciendo vida en este tipo de urbanizaciones inteligentes, tomando en cuenta los fenómenos del medio ambiente como proyectos trascendentales.

Se puede decir que las ciudades inteligentes, utilizan los recursos tecnológicos que poseen a mano, para mejorar la calidad de vida del ser humano y todo lo que esto conlleva. Un ejemplo son los modernismos que se ven a simple vista en los sectores de servicios, transporte, infraestructuras, educación, sanidad, energía e inclusive hasta la seguridad pública.

Ciudades inteligentes, smart cities

¿Cómo se visualiza una ciudad inteligente?

Para visualizar una ciudad inteligente lo primero que se debe saber es que esta se forja a través de una gestión racional del espacio urbanístico, en conjunto con espacios naturales. Por otro lado, la utilización de fuentes alternativas de energía permite reducir considerablemente las emisiones del tan comentado dióxido de carbono (CO2), haciendo de nuestro medio ambiente un planeta ecológico y sustentable.

El uso de las redes de comunicación, los sistemas inteligentes e inclusive hasta los sensores, pasan a formar parte en la vida cotidiana del hombre del mañana, abarcando de esta manera una nueva forma global de entendimiento futurista.

Ciudades inteligentes como fuente de empleo

La gran cantidad de empleos emergentes que surgen con la implementación de estas ciudades y el beneficio que les aportan a los ciudadanos es beneficioso para el sector económico.

Tampoco se puede dejar pasar por alto el auge de las herramientas digitales 2.0, 3.0 y 4.0, junto a la gran cantidad de plataformas interactivas que se encuentran en plena boga, permitiendo entrelazar sus funcionalidades con las gestiones sociales que suelen estar presente en todo momento.

Ciudades inteligentes en España

Con Respecto a este país del continente europeo, las estadísticas afirman que ciudades como Barcelona, son todo un referente en soluciones de conectividad. La ciudad inteligente Barcelona fue nombrada como la mejor por el Instituto Juniper Research. Le sigue Madrid con la creación del primer Espacio Integrado Inteligente (EII) y con el proyecto de posicionamiento Mint.

La ciudad inteligente de Valencia

Valencia, puso en marcha su plataforma de Smart City llamada VLCI, la cual ofrece una integra visión de su gestión urbana y servicios. De igual forma, Málaga estableció proyectos para generar energías renovables y contribuir con la reducción del CO2. También le sigue Coruña con su nueva plataforma para ver en tiempo real el volumen de los autobuses y embalses, esta se catapulta como una de las principales ciudades inteligentes en España.

Sevilla puso en funcionamiento el proyecto IPV6, que analiza la calidad de agua de las fuentes, los niveles de cloro y estado de las bombas de agua, optimizando así este recurso híbrido. Bilbao fue premiado con FDI Strategy Awards 2016 por su destacado análisis de datos para la creación de una gestión administrativa eficiente al servicio de los ciudadanos.

Ciudades inteligentes del mundo

Ondeando un poco más dentro de la investigación, las estadísticas actuales afirman que según el índice de Ciudades en Movimiento (CIMI por sus siglas en inglés), tomó más de 83 indicadores de gestión para evaluar cuales son las ciudades más futuristas del mundo, donde Nueva York, tomó la delantera.

Con respecto al segundo y tercer lugar, Londres y París son las ciudades de mayor vanguardia tecnológica según los datos obtenidos por el quinto informe realizado por los expertos del Centro de Globalización y Estrategia de la Escuela de Negocios de la Universidad de Navarra, quienes tomaron un rango de 165 ciudades de 80 países.

El siguiente lugar lo completan Tokio, Reikjavik en Islandia, Singapur, Séul en Corea del Sur, Toronto en Canadá, Hong Kong y Amsterdan en Holanda, tomando en cuenta que los indicadores fueron obtenidos gracias a un amplio estudio sobre la tecnología, la innovación, calidad de vida del capital humano, los medios de transportes, su economía, gestión pública, ambiental y social.

Madrid y Barcelona en España, se encuentran en el renglón de las 30 ciudades más inteligentes del mundo. Otro dato de suma importancia es que la gran mayoría de las ciudades inteligentes se encuentran en los continentes europeos y asiáticos. Para mayor información y ejemplos de ciudades inteligentes, ingrese aquí.

Igualmente, aunque en menor medida, en Latinoamérica también existen este tipo de ciudades liderando el primer lugar Buenos Aires, seguido de Santiago de Chile y la ciudad de Panamá.

Ciudades inteligentes con visión futurista

En el futuro cercano, todos los elementos que conforman a la ciudad como por ejemplo las redes eléctricas, los edificios, las calles, avenidas, tuberías, alcantarillado, e inclusive hasta los diferentes medios de transporte estarán interconectados por una red, ya que muchas organizaciones se están dedicando a este interesante tema tecnológico.

Es importante destacar que IBM tiene más de 2500 proyectos que incluyen a la tecnología como medio de vanguardia para su incorporación en el siglo XXI, de hecho, hasta ya han registrado la marca de Ciudades más inteligentes (Smarter Cities).

En las ciudades de Singapur, Estocolmo y California, recogen tráfico de información mediante algoritmos para predecir donde ocurrirá un embotellamiento de las vías.

De igual forma, Río de Janeiro tiene un centro de control, donde un centenar de pantallas absorben la mayor cantidad de información posible mediante sensores y cámaras que se encuentran ubicados alrededor de la ciudad. Estas, se consolidan cada día como las ciudades del futuro.

Ciudades inteligentes sustentables

Para comprender el significado de sostenibilidad a lo largo del tiempo, tenemos que tomar en cuenta que, dentro de una ciudad inteligente, debe prevalecer la tecnología como punta de lanza hacia nuevos proyectos que generen bienestar social, por ende, veremos las propuestas más interesantes que ya se encuentran en marcha.

El uso de paneles solares fotovoltaicos en zonas estratégicas, los paneles solares que se utilizan para los semáforos y señalizaciones, los medios de transporte terrestres como automóviles eléctricos, los molinos eólicos en forma de farolas y hasta la publicidad que se realiza para crear conciencia sobre el uso de bicicletas, ya nos habla de una visión futurista.

De igual manera y hablando de un tema fundamental como lo es el ahorro del vital líquido, en especial en las ciudades que cuentan con una mayor densidad poblacional, el desarrollo de gestiones integrales que generen un ciclo del agua permanente permitiendo su reutilización, es una mina de oro en materia energética. Por eso, las ciudades inteligentes sustentables, son la guía para el futuro.

En resumen, si hacemos un análisis ventajas y desventajas de las ciudades inteligentes, aparecerán como beneficios : alumbrado publico inteligente, mobiliario urbano inteligente, almacenamiento inteligente de electricidad, estación de carga de coches eléctricos como desventajas : líneas de alta tensión para un consumo eléctrico - que no anula el consumo de gas - protección datos y privacidad.

Todo se articulará en torno a viviendas particulares con mayor eficiencia energética con nuevas tecnologías como la ventana radiante o la calefacción mediante suelo radiante.